Murió el ídolo, nace la leyenda

    Murió el ídolo, nace la leyenda

    Para los hinchas de Racing, Juan José Pizzuti, es el ídolo máximo en su historia. Murió el ídolo, nace la leyenda

    Entrenador que lo llevó a la gloria a mediados de la década del 60 cuando obtuvo la Copa Libertadores 66 y la Intercontinental 67 siendo el primer campeón del mundo del fútbol argentino, técnico revolucionario en esa época, con un fútbol elogiado por todos, un equipo recordado por siempre que estuvo 39 partidos sin conocer la derrota.

    Asumió en Racing en 1965 con el equipo en zona de descenso, se mantuvo en su cargo hasta 1969; así como estuvo en la era más gloriosa de La Academia, fue el DT en el peor momento del club cuando perdió la categoría en 1983.

    Cómo jugador fue campeón en 1958 y en 1961, cuando asumió en Racing cambió de posición a Roberto Perfumo, en aquel entonces jugaba de 6 y lo ubicó de segundo marcador central, dónde se ganó el apodo de Mariscal; lo propio hizo con Quique Wolff que lo convirtió en lateral por la derecha, la frase con la que lo convenció fue “Necesito un cuatro y te voy a dar ese puesto”. Tenía una visión única para reconocer si un jugador podía adaptarse a un puesto, en base a sus características, al Coco Basile que jugaba de volante central, lo mandó a la zaga junto a Perfumo, el porqué de esta decisión lo explicó de la siguiente manera: “Le cambié la posición a Perfumo y a Basile por necesidad. Y porque a mi juicio se adaptan mejor a las aptitudes de cada uno”.

    Ya como entrenador, comenzó a implementar su filosofía para su equipo: “¿Sabe que pienso de este trabajo de entrenador? Que el asunto principal es orientar a los jugadores. De fútbol todos saben un poco más o un poco menos. Sin embargo, se juega peor que antes. ¿Sabe por qué? Porque la mayoría de los jugadores no saben ubicarse en el campo de juego. Juegan y juegan, pero no encuentran su verdadera posición”.

    En esos años donde los equipos no se reforzaban con grandes cantidades de jugadores, era habitual que los chicos del club tengan su oportunidad en primera división Pizzuti le sacó jugo a esa decisión: “Me gusta trabajar con los pibes. Pienso que la solución de todos nuestros problemas está allí. Sino, fíjense que jugadores Racing sacó por necesidad: Perfumo, Basile, ese pibe Díaz, Vicente, el arquero Cejas. ¿Se da cuenta el capital en hombres y pesos que hay allí?”.

    Los entrenadores que se enfrentaban al Racing de José destacaban el juego moderno que presentaban. El fútbol argentino pierde a un gran entrenador, los hinchas de La Academia despiden a su prócer, su ídolo máximo, en el recuerdo vivirá por siempre el “Y ya lo ve, y ya lo ve, es el equipo de José”.

    Hasta siempre Maestro, los hinchas de Racing nunca lo olvidaremos.

    Foto: Sitio oficial

    Periodista

    Mariano Boccazzi

    Periodista Deportivo (Instituto 20 de junio), estudiante de Producción de Medios Audiovisuales, Eventos y Espectáculos (UB). En DD1P. Socio 27896 #YoMilito #RacingPositivo Messista


    Leave a Reply