Rubén Walter Paz, el uruguayo

    Rubén Walter Paz, el “uruguayo”

    Rubén Walter Paz Márquez cumple 60 años. El “10” por excelencia fue figura a fines de los ’80 y principios de los ’90. Es ídolo de varias generaciones.

    Nació el 8 de agosto de 1959 en Artigas, Uruguay. “Al futbol empecé a jugar a los cinco años y a los siete entré en Peñarol, de Artigas. Me quedé diez años, hasta que vine a Montevideo”. Se destacó en los torneos inter-departamentales y fue convocado al Sudamericano sub-20 de 1977 (Uruguay fue campeón) y 1979 (también fue campeón y enfrentó a la Argentina de Diego Maradona).

    En 1977 llegó a Peñarol de Montevideo. “El pase a Peñarol marcó el inicio de mi vida futbolística y signó toda mi carrera. Mi objetivo era ponerme la camiseta de Peñarol porque Alberto Spencer era mi ídolo”. En el “manya” estuvo cinco años y ganó tres torneos locales (1978/79/81) y fue goleador en 1981.

    En 1982 pasó a Inter de Porto Alegre. “Al principio tuve problemas de adaptación. Pasé seis meses complicados. En ese equipo debutaron Taffarel y Dunga”. Allí fue campeón del Torneo Gaúcho tres veces consecutivas (1982/83/84) y fue elegido como el mejor jugador de la temporada en 1985.

    Luego de un año en Europa, más precisamente en el Racing Matra de París, llegó a La Academia en 1987. Debutó el 4 de octubre vs San Lorenzo (1-1 con gol de R. Paz). Así formó el equipo: Fillol, Vazquez, G. Costas, Fabbri, Olarán, Ludueña, L. Costas, RUBEN PAZ, Colombatti, Medina Bello e Iglesias. “Estaba en Francia y había empresarios que me llamaban para ir a San Pablo, a Corinthians y otros clubes. En ese momento Juan Carlos Crespo que era vicepresidente de Racing consiguió mi teléfono, me llamó, me hizo un ofrecimiento concreto y en menos de una semana se hizo todo”.

    Dueño de una zurda prodigiosa con la camiseta “10” en la espalda ( usó la “11” al principio porque la “10” era de Miguel Colombatti), especialista en tiros libres, organizaba el juego desde su talento y su visión. Con mucha rapidez mental fue factor importante en las conquistas de las Supercopa Sudamericana y la Supercopa Interamericana de 1988. A fines de ese año obtuvo el premio Olimpia de Plata como el mejor jugador de Argentina y además fue elegido como el mejor futbolista de Sudamérica.

    Estuvo un año en el Genoa de Italia y volvió a La Academia en 1990. Hizo su estreno el 14 de octubre vs Deportivo Español (2-2 con goles de Ortega Sanchez y Zaccanti). Así formó La Academia: Goycochea, Distéfano, Zaccanti, Fabbri, Kohary, Lamadrid (Andrada), H. Pérez, RUBEN PAZ, Meza, Escudero (M. Gomez) y Ortega Sanchez.

    Con momentos de buen fútbol se complementó con el “Turco” García y los juveniles Carranza y Fleita. Se peleó el torneo Clausura de 1991 y fue subcampeón de la Supercopa de 1992. En un Racing caótico y conflictivo jugó su último partido el 21 de febrero de 1993 vs Lanús (0-1). Así formó La Academia: Roa, Zaccanti, Borelli, G. Costas, Distéfano, Guendulain, Ademir (Bartero), C. García, RUBÉN WALTER PAZ, Graciani y C. López (Cabrol).

    En sus dos etapas (1987/89 y 1990/93) jugó 152 partidos y convirtió 33 goles. “Anduve bien, pero aún así, me cuesta explicar el amor que la hinchada de Racing todavía siente por mí”. Luego pasó por Rampla Juniors, Frontera Rivera, Godoy Cruz, Wanderers y clubes menores del interior de su país. Además con su Selección obtuvo el Mundialito en 1981 y jugó en México ’86 e Italia ’90.

    ¡Feliz cumple uruguayo!

    Periodista

    Richard Simón Martínez

    Periodista UAJFK. El fútbol se juega con los pies y se siente con el corazón. Guardiolista de la primera hora.

    Leave a Reply